35 años de La Guerra de las Galaxias

Ya han pasado 35 años del estreno de una de las películas que más ha marcado a los jóvenes desde los años 70 hasta la actualidad. Una gran aventura, la eterna batalla entre el bien y el mal, héroes y villanos, amor y humor, batallas y filosofía… Estoy hablando de La Guerra de las Galaxias de George Lucas, que se estrenó el 25 de mayo de 1977 en Estados Unidos y en el resto del mundo durante los siguientes meses.

Es innegable que todos, o casi todos, conocemos esta serie de películas y casi seguro que recordamos más de una escena.  Pero el origen de todo esto ¿Dónde está? ¿En qué se inspiró Lucas para semejante epopeya?

Los inicios nunca son fáciles y para el joven George Lucas no iba a ser diferente. Su idea original era poder rodar una película sobre uno de sus héroes de televisión: Flash Gordon. Pero el elevado precio que le pedían por los derechos de autor de la serie le desmotivaron hasta abandonar esta idea. Aun así estaba decidido a rodar una gran aventura espacial y optó por inventársela.

Muchas eran las influencias de este joven director, matriculado en mitología, antropología, filosofía y estudios cinematográficos. Series de ciencia ficción, cine de Western, películas de Kurosawa, autores como el creador de Tarzán, Edgar Rice Burrows o Julio Verne, la novela Dune… Todo ello se mezclaba en su cabeza cuando empezó a escribir el primer guión para La Guerra de las Galaxias.

Solo para fans de la película: se rodó un corto titulado “George Lucas in love” (George Lucas enamorado) en el que se teoriza sobre lo que pudo inspirar al director en su etapa universitaria para crear el guión de la saga. Francamente interesante.

Tras varios cambios del guión original presentado a la United Artist, Finalmente se interesaron por su proyecto y le pagaron 10.000 dólares para su proyecto. Una curiosidad sobre el inicio de la película: todos recordamos aquello de “Hace mucho tiempo en una galaxia muy muy lejana…”. Pero en realidad Lucas pretendía empezar el film diciendo “Hace mucho tiempo en un futuro no muy distante”. Pasaron 3 años hasta que Lucas terminó la versión definitiva de la aventura galáctica, pero cuando finalmente estuvo lista, nadie podía imaginar su repercusión en todo el mundo.

Otra curiosidad sobre esta space opera de ciencia ficción: a finales de los años 70, el mismísimo Isaac Asimov decía “en La Guerra de las Galaxias de ciencia hay más bien poca cosa”. Y es que en realidad la historia podría trasladarse a cualquier época de la historia y cambiar sables de luz por mosquetones o por garrotes y su mensaje seguiría siendo el mismo. Se trata de una historia del bien contra el mal, de buenos contra malos, una leyenda enmarcada en el espacio, pero que en realidad se centra en una filosofía de vida de los personajes principales y de su lucha por hacer de su mundo un lugar mejor, un nuevo mundo libre de tiranos y opresiones.

Se inició el rodaje el 25 de marzo de 1976 y todo el equipo tuvo que soportar el duro clima de la zona para rodar las escenas de Tatooine, el planeta donde vive el protagonista de la saga, Luke Skywalker (que originalmente debía llamarse Skyrunner o Starkiller). Siguieron el rodaje en Inglaterra, en los estudios Elstree, en Nevada y en Guatemala.

“Los efectos especiales no hacen una película, es la historia lo que la hace. Los efectos solo te permiten contarla de una manera concreta”

Esta primera entrega de la saga, recibió 10 nominaciones a los Oscar de Hollywood y recibió 6: sonido, montaje, efectos visuales, banda sonora, vestuario y un Oscar especial por efectos sonoros a Ben Burtt.

En este mundo, los “buenos” son los guerreros Jedi, una mezcla de artistas marciales, samuráis y guerreros místicos, con férreas convicciones y jerarquía sagrada. La palabra Jedi deriva del japonés Jidai Geki (drama de época), nombre con el que se conoce a las teleseries japonesas ambientadas en el Japón medieval. El más querido de los caballeros Jedi es sin duda el pequeño y verde Maestro Yoda, pero lo que sorprende es que Lucas se inspiró en el Dalai Lama para darle al personaje esa curiosa manera de hablar. Todos estos guerreros de luz llevan un arma, el sable o espada laser, que construyen ellos mismos como parte de su entrenamiento o aprendizaje. Para estos caballeros, el sable de luz no es solo un arma con la que matar literalmente a sus enemigos sino que es una herramienta con la que llevar la paz al universo. Se someten a duros entrenamientos físicos y psíquicos para controlar sus instintos y sus deseos más bajos y a la vez mejorar sus virtudes y aptitudes personales. Curiosamente la tercera película estrenada, “El retorno del Jedi”, tenía que llamarse “La venganza del Jedi”, pero se decidió que un caballero Jedi no podía admitir la venganza en su ideal y se optó por el título que ahora conocemos.

La verdad es que ni el mismísimo Lucas podía imaginar que su aventura llegaría a ser tan popular ni que tras 35 años seguiría siendo una película de verdadero culto. Y menos imaginar que podría rodar 2 películas más casi inmediatamente después. En 1980 se estrenó la segunda entrega, “El Imperio Contraataca” y en 1983 “El Retorno del Jedi”. En el 1999 se estrenó el “Episodio I: La amenaza fantasma”, en el 2002 “Episodio II: El ataque de los clones” y en el 2005 “Episodio III: La venganza de los Sith”.

“No mucho tiempo después de que comenzara a escribir Star Wars, concluí que la historia daba para más de lo que una simple película podía dar cabida. Mientras completaba la saga de los Skywalker y los caballeros Jedi, empecé a visualizarlo como un relato que tomaría lugar en, por lo menos, nueve películas —tres trilogías— y decidí continuar justo entre los hechos precedentes y los sucesivos, partiendo entonces con la historia intermedia.” George Lucas

Realmente la película que se estrenó en 1977 no fue el “Episodio IV” hasta que se estrenó la segunda entrega. Aunque el mismo Lucas insiste en que siempre lo tuvo claro, es algo que jamás sabremos realmente.

Pero, ¿por qué tiene ese encanto esta historia? ¿Qué es lo que tanto atrae a niños y no tan niños?

En realidad Lucas no ha inventado nada nuevo. El argumento de la película (o de las películas) se centra en la eterna lucha entre bien y mal, con los héroes, los maestros, los villanos y sus ejércitos. Pero es precisamente este el argumento de tantos clásicos en toda la historia, las grandes epopeyas, e incluso la propia historia humana. En el argumento de estas películas (6 por el momento), siempre hay lugar para la esperanza, para la lucha y la justicia y nunca se abandona la idea de mejorar la vida y la sociedad de todos los habitantes del universo.

Dicen los rumores que Lucas quiere rodar la tercera y última trilogía de su epopeya galáctica pero de momento no hay nada seguro. Pero si algo hay seguro es que si lo hace, no le faltarán espectadores.

Mientras tanto, solo me queda desearte “Que la fuerza te acompañe”.

Para saber más:
http://www.starwars.com/
-“Las galaxias de George Lucas” Editorial Glénat
-“George Lucas in Love”: http://www.zappinternet.com/video/sinXheHqoN/George-Lucas-in-love-Spanish-subtitles

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: